Mes: junio 2016

Consciencia y Mente autoconsciente

Las experiencias de la mente autoconsciente están relacionadas con la actividad neural de las áreas de asociación en el cerebro con un relativo alto grado de correspondencia. La unidad de la experiencia consciente se basa en la mente autoconciente, pero no en la complejidad del entramado neuronal de las áreas de asociación en el cerebro.
La hipótesis de Karl Popper de Los Tres Mundos permite comprender la realidad y la mente autoconsciente, tratando de resolver la pregunta perenne del problema cuerpo-mente. 
El concepto de módulo cortical es de capital importancia a la luz del interaccionismo (dualismo interaccionista) y permite la relación conceptual entre la mente autoconsciente y la corteza cerebral a nivel de los llamados módulos corticales, lo cual permite que la mente autoconsciente haga un escrutinio constante sobre la actividad eléctrica de los módulos para resultar en una reciprocidad módulos/mente autoconsciente.
La mente autoconsciente implica la presencia de atención como un agente de integración en la construcción de la experiencia consciente.
Palabras clave: mente autoconsciente – 3 mundos – módulo cortical – qualia – cuestión perenne
Artículo completo del autor, en

https://www.academia.edu/662019/Autoconscious_mind_and_consciousness

Resumen de libro: El Método, la naturaleza de la naturaleza.

Introducción

Edgar Morin o Edgar Nahum, tuvo unos referentes interesantes en cuanto a la autocrítica de Stewart y la nueva mayeútica, con lo cual logra una forma de pensar fantástica, que plasma en estos tres tomos, del cual este titulado El método, la naturaleza de la naturaleza es el primero. Una obra maestra de interpretación de la realidad, por este gran filósofo y padre del pensamiento complejo. Una obra que liga orgánicamente todo el pensamiento humano, de filosofía, ciencia, arte, matemática, física, lógica, biología, cibernética, genética, antropología, ecología, sociología.

En el gran reino de la naturaleza, la razón y la ciencia han develado varios órdenes de magnitud con lo cual el humano se ubica como un fiel de balanza entre ambos reinos, que se comportan como fractales, compuestos por totalidades partes u holones, ese querido concepto de Ken Wilber, que muestra que hay mundos dentro de mundos, universos dentro de universos. 

En reinos disimilares

Y resulta que al ir a los entornos medidos en parsecs o los de partículas subatómicas hay un fenómeno sobre el que Morin llama la atención y es el de complejidad.  Uno de los paradigmas que hay que reconsiderar en la ciencia, es que en la medida de buscar lo más elemental, no se va a encontrar algo más sencillo, porque igualmente hay complejidad inherente a este nivel. La complejidad es el hecho que hay muchas interacciones y sobre todo, hay tres características principales que Morin propone como capitales para la complejidad: la complementariedad, la concurrencia y el antagonismo. En un átomo, las energías que aportan las partículas subatómicas para constituir sistemas emergentes como electrones, neutrones, protones. Unos y otros son complementarios, están  “obligados” a viajar en unas trayectorias definidas y a  convivir con un opuesto.  La materia es energía condensada, eso fue la genial develación de Einstein y depende de bucles, esos bucles o asas cibernéticos que fueron el legado intromisorio del paradigma de información que marcó el siglo XX. 

La información

Morin critica la información en el sentido de Claude Shannon, de Norbert Wiener, porque sobresimplifica un universo complejo, llenándolo de una pobre racionalidad. Y este enfoque de información se basa en una interpretación errónea del ADN, de los genes. Que el ADN NO es información, funciona como un alfabeto donde las sílabas no tienen sentido, de igual forma las 4 bases tampoco. Y de forma semejante al alfabeto, solo las combinaciones sí transmiten información.  Hablo de este enfoque de la información de Shannon, porque algina vez leí sobre su interesante análisis de como se transmite información por una red, que al tener varias pequeñas estaciones, logra evitar algo que se llama diseconomía de escala y tiene sentido en el cerebro, porque al evitar conectar todas las neuronas entre sí, evita que el cerebro ocupe un enorme espacio.  Esto es una de las razones físicas explicadas por la teoría de la información, de porqué el cerebro tiene núcleos como acúmulos neuronales, para evitar diseconomía de escala.

Pero me estoy desviando del tema de Morin, y es que de acuerdo al enfoque de la complejidad, la información depende del “ruido”, todo aquello que no lleva novedad, que es entropía, desorden. Explica Morin en un estilo que podría calificarse de dialéctico, que algo ocurre porque coexiste con su contrario, así como no hay luz sin oscuridad, calor sin frío, amor sin temor. El ruido empieza a interactuar, genera información y luego organización. La organización es un concepto querido al enfoque de complejidad moriniana, porque el la asemeja a neguentropía, es decir, capacidad de generar orden, organización, eliminar el desorden. Y logrando vencer la limitación del lenguaje, muchos de los conceptos se explican en función de asas o bucles que se devuelven del final hasta el principio. Lo cual entre otras cosas, hace que nos aproximemos al concepto que una organización produce “desorden organizado”. En este tipo de descripciones en las cuales de paso hay mucho vocabulario nuevo, a veces hay confusiones en los vericuetos mentales de nuestra comprensión.

En todo caso, un  ejemplo para aproximarse a la comprensión de la complejidad es que por ejemplo, para comprender calor, hay que sentir calor, hay que sentir frío y aceptar que ambos conceptos caben en un marco mayor de trascendencia que los abarca a ambos y hace posible la existencia de opuestos, llegamos -voilá- a la temperatura.

Es decir, un fenómeno suele ser complementario, concurrente y antagonista al mismo tiempo. Y este es curiosamente, el símbolo del Ying y el Yang.

 Los bucles de retroalimentación

Este es uno de los fenómenos capitales a la complejidad.  A la autopoyesis, a la capacidad de exhibir propósito, y en un momento dado, llegar hasta la conciencia. Los bucles o asas de retroalimentación permiten equilibrio en un medio cambiante, permiten homeóstasis estacionaria (por ejemplo, tener temperatura estable en los animales homeotermos a pesar de los cambios externos de temperatura). Y entre más bucles haya, más complejidad. Y entre menos bucles haya, la complejidad se ve atacada y puede finalmente acabar con el sistema o máquina donde ocurre.

Qué es la endocrinología y el metabolismo, sino el estudio de muchas asas de retroalimentación hormonal sobre el equilibrio general del organismo para mantener un medio interno estable que permita la función geno-feno-bio-eco-antropo-social de un humano?

Y los bucles permiten la conexión de muchos mundos de diferentes órdenes de magnitud. Imperceptiblemente se pasa de los genes y el ADN al fenotipo del organismo, que trasciende hasta llegar a los sistemas modeladores de la propia mente, que son los de la cultura.

Si se pierden los bucles, ocurre homeorrexis, se pierde el equilibirio.  En un organismo, en una sociedad, en una célula, la homeorrexis son malas noticias, es el principio del fin. Se pierden relaciones entre bucles, se pierde diversidad, se pierde capacidad adaptativa y entre menos de esta capacidad, más fácil perder los límites con el medio ambiente que rodea. Es decir, la muerte, la apoptosis celular, el fallo orgánico, la muerte del ser, la agonía y muerte de conglomerados sociales.

El misterio

Como no podemos entender todo, porque nuestro propio proceso de aproximación a conocer algo no es complejo porque no mira interacciones y relaciones con el medio ambiente en aras del paradigma de objetividad, entonces tenemos un saber sesgado con unos paradigmas insanos: los de información y energía.

La información sirve para manipular, la manipulación está vinculada a la información, de modo que un conglomerado social se comporta de acuerdo a este paradigma, donde el estamento político posee información y es poseído por la información.

De modo que ante estos paradigmas, el misterio rescata la belleza de lo natural del racionalismo que convierte a lo ideal en idea. Por eso, ante la complejidad de algo que no es asible con la razón, existe el asombro y la poesía que muestra la cordura de lo que consideramos insania. El homo no es solamente sapiens, también es demens y cuando hay mucha cordura, esto es locura, siendo lo opuesto como dijera el Quijote, mejor morir cuerdo y vivir loco.

Conclusiones

El enfoque de pensamiento complejo no es fácil porque nos saca de nuestra tradicional cosmovisión disyuntiva de las cosas. El mundo es esto, o es esto, solemos pensar, alguien es esto o es esto y así ad infinitum.  Y nos saca de nuestra tradicional cosmovisión porque el mundo es esto y esto y esto. Es frío y caliente, expresa amor y temor, conjuga lo mejor y lo peor, muestra cotas impensables de codicia y beatitud filantrópica, egoísmo y violencia, amor y generosidad. El pensamiento complejo implica aceptar que la información existe porque existe el ruido, que el orden genera desorden, que una proposición puede ser cierta y falsa al mismo tiempo. Alfa y omega existen al mismo tiempo.

Referencia:

Edgar Morín. El método. La naturaleza de la naturaleza tomo I. Editorial Cátedra.

https://ciroespinoza.files.wordpress.com/2011/11/el-metodo-1-la-naturaleza-de-la-naturaleza.pdf

morin

La Inteligencia Emocional – IE

En esencia, la IE es un conjunto de habilidades mentales y emocionales. Por lo tanto, para capacitar a la IE, todo lo que hay que hacer es entrenar su mente para adquirir esa habilidad. Al buscar busca dentro de nosotros mismos, lo hacemos en tres pasos:

Paso 1: Conocimiento de Atención. La atención es la base de todas las capacidades cognitivas y emocionales superiores. En concreto, la idea aquí es la formación de atención para crear una cualidad de la mente que es tranquila y clara al mismo tiempo. Esa cualidad de la mente es la base para la inteligencia emocional.

Paso 2: El auto-conocimiento y la auto-maestría. Utilice su atención afilado para crear la percepción de alta resolución en sus propios procesos cognitivos y emotivos. Con esto, usted se convierte en capaz de observar su flujo de pensamiento y el proceso de la emoción con gran claridad, y hacerlo de manera objetiva desde una perspectiva en tercera persona. Una vez que se puede hacer eso, se crea el tipo de auto-conocimiento profundo que finalmente permite la auto-maestría.

Paso 3: Creación de hábitos mentales pro-sociales. Cualidades como la bondad y la compasión pueden crearse como hábitos mentales. Por ejemplo, imagina siempre que se encuentre a nadie, su primer pensamiento habitual, instintiva es: “Me gustaría que esta persona sea feliz.” Este es el hábito mental de bondad y es altamente entrenable la misma manera que usted entrena otros hábitos mentales.

Hay muchos beneficios de la IE. Sólo en el mundo de los negocios, por ejemplo, la inteligencia emocional tiene al menos tres ventajas convincentes. En primer lugar, está altamente correlacionada con un rendimiento laboral digamos estelar. Los estudios demuestran que las competencias emocionales son casi el doble de importantes que las competencias cognitivas para hacer un trabajo excepcional, incluso entre los ingenieros. En segundo lugar, los líderes y gerentes emocionalmente inteligentes son mucho más eficaces que los líderes o gerentes de baja inteligencia emocional. Por último, la inteligencia emocional crea las condiciones para la felicidad personal y los trabajadores felices son un gran activo porque trabajan mejor en equipo, proporcionan un mejor servicio a los clientes (y los clientes satisfechos vuelven a gastar más dinero), y en general son más creativos y productivos.

También hay beneficios personales convincentes, y los más básicos se dan en tres categorías: la calma y la claridad de la mente, la capacidad de recuperación y relaciones más satisfactorias. En primer lugar, usted se convierte en una persona cada vez más hábil para calmar el cuerpo y la mente y ver las cosas con claridad y objetividad, incluso en situaciones difíciles. Hay estudios que muestran que solo unas pocas semanas de entrenamiento de la mente pueden reducir la actividad de la parte del cerebro asociada con el miedo y el pánico, la llamada amígdala. También hay un fascinante estudio de 2014 que demuestra que con apenas 15 minutos de la meditación consciente, puede comenzar a superar el sesgo cognitivo en la toma de decisiones. Ver más sobre mindfulness.

En segundo lugar, a medida que se vuelven cada vez más hábil en calma y claridad, también se vuelven cada vez más resistentes frente a las dificultades de la vida. Como un luchador de kung fu que puede derrotar a los oponentes más poderosos mientras se vuelve más hábil en las artes marciales, de la misma manera se pueden manejar los problemas de la vida con mayor facilidad y alegría ya que su práctica se hace más profunda.

En tercer lugar, se empieza a verse a sí mismo con aumento de la bondad, y se empieza a ver todo el mundo con este lente de bondad aumentada y debido a eso, las relaciones se vuelven más satisfactorias. Con amabilidad, las relaciones de pareja se vuelven más felices, las relaciones neutras se vuelven felices, y las relaciones infelices se vuelven manejables.

Traducido con google translator de:
http://www.inc.com/quora/3-skills-that-all-emotionally-intelligent-people-master.html
Alejandro Melo-Florián MD – FACP

Author from Cerebro mente y conciencia – Un enfoque multidisciplinario